CARACAS, miércoles 30 de julio, 2014
Facebook Twitter RSS
Temas del día
Ambiente | 17/12/2012
La arruga ambiental
Derrames petroleros, calidad del agua, desechos sólidos, el lago de Valencia y la contaminación son algunos asuntos pendientes. El deterioro ambiental es social, económico y político. Allí se refleja el nivel educativo y ciudadano del venezolano
MARÍA EUGENIA GIL BEROES
basura
0 0a

Al cierre de este año quisimos hacer una revisión sobre cómo le fue al "ambiente" durante este 2012. Sabemos que reducir a una página y a unos pocos caracteres la problemática ambiental no es justo, por eso, pedimos excusas por las omisiones y porque no podremos profundizar en lo que significa el deterioro ambiental, que también es social, económico y político donde se refleja el nivel educativo y ciudadano de los venezolanos.

LO MÁS RESALTANTE
Los accidentes petroleros, comenzando por el de Jusepín y el derrame sobre el Guarapiche, abrió el año y aunque hubo derrames e incidentes durante todo el año, no cabe duda que Amuay fue el peor. De ninguno se sabe oficialmente nada.

El lago de Valencia lleva varios años elevando el nivel de sus aguas sin que las denuncias, las sentencias y acciones de calle hagan que las autoridades resuelvan el problema; la calidad del agua potable y el nivel de contaminación del agua cruda son un problema de salud pública que hace tiempo salió del estado Carabobo.

La falta de mantenimiento de las pocas plantas que funcionan, la ausencia de plantas depuradoras, la inexistencia de una política de gestión de cuencas; la contaminación química de cuerpos de agua, del aire, de suelos sembrados y aquella producida por la minería aurífera legal e ilegal constituyen otro factor del cual tampoco se tienen estimaciones, mucho menos su relación con la morbilidad de los venezolanos, El mal o ningún manejo de los residuos y desechos sólidos, que ni manejamos, ni evitamos su producción, llegando a generar entre 20 mil y 24 mil toneladas diarias, sin contar las dos campañas electorales de este año y los desechos navideños.

En los centros poblados esta situación se une a la falta de mantenimiento y limpieza de estructuras en las canalizaciones de quebradas y torrenteras que colapsan entre la basura y la intensidad de las lluvias.

Obviamente, resulta más fácil utilizar a las lluvias como chivo expiatorio y ocultar la responsabilidad de las autoridades, pues total, es inevitable que llueva. Una pérdida invalorable es la muerte de algunas de las colecciones vivas de la Fundación Instituto Jardín Botánico dentro de la Universidad Central de Venezuela

EL ROSARIO CONTINÚA
No podemos olvidar el maltrato a los indígenas de cualquier etnia, pero debemos recordar a los Yanomami y Senema. La destrucción de la institucionalidad de los organismos y oficinas que deben ocuparse del ambiente, el poco o casi ningún apoyo a los investigadores venezolanos, individualmente o a través de las organizaciones de la sociedad civil que, a pesar de los pesares continúan con las uñas, aportando lo que pueden para la compresión de los procesos biológicos en nuestro país.

Entró en vigencia una nueva Ley Penal del Ambiente, pero no hemos conocido de su aplicación hasta ahora, aun cuando ha habido suficiente terreno donde aplicarla y por fin se encontró un documento público: la III Declaratoria del Congreso Venezolano de Diversidad Biológica frente a rio+20 que pone coherencia a la depredación gubernamental al patrimonio natural. Allí se afirma no creer en el desarrollo sustentable.

También hay que agregar a esta lista de preocupaciones el incumplimiento de los convenios internacionales, de carácter vinculante, ratificados por el país y que son leyes con rango constitucional, cuyos beneficios estamos dejando de disfrutar, con el consecuente deterioro al patrimonio natural de todos los venezolanos que está dejando de protegerse

ESPERANZA NAVIDEÑA
No queremos cerrar, en esta época navideña, sin destacar algunos logros, uno de los que podría tener una mayor incidencia pública es la declaratoria en Gaceta Municipal del municipio Rómulo Gallegos, del estado Apure, como municipio ecológico, pues cuenta con todo un basamento técnico y científico, realizado por The Nature Conservancy en conjunto con los pobladores, que permitiría su ordenamiento territorial y el uso del espacio bajo términos y referencias sustentables.

El municipio Carirubana, en Falcón, decretó la prohibición de las bolsas plásticas en su territorio, pero no sabemos cómo ha sido la implementación de esta medida. Cabe señalar que ambos municipios son afectos al gobierno.

Otro esfuerzo binacional son los talleres sobre la Orinoquía, el crecimiento de las jornadas de reciclaje a nivel nacional, el incremento de voluntarios del día mundial de playas, Los foros donde el proyecto Redes Ambientales y otras organizaciones ambientalistas de la sociedad civil buscan unir voluntades para un futuro colectivo mejor.

Este año también vio la publicación de varios libros, tanto científicos como de divulgación, lo que pude ser una útil opción para los presentes de esta época. El mejor regalo que podemos hacernos y hacerle a los demás es respetar la vida.

El ambiente es el gran todo del cual dependemos y va muchísimo más allá de cualquier tendencia partidista. Ojalá lo sepamos compartir con las demás especies.

 
Tu Comentario
Para participar, necesitas ser usuario registrado en TalCual. Si no lo eres, Regístrate Aquí
Correo Clave
Caracteres restantes: 280
Las opiniones aquí emitidas no reflejan la posición de TalCual.

TalCual no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio.

TalCual se reserva el derecho de no publicar los comentarios que utilicen un lenguaje no apropieado y/o que vayan en contra de las leyes venezolanas y las buenas costumbres.

Los mensajes aparecerán publicados en unos minutos.
Destacadas