CARACAS, martes 30 de septiembre, 2014
Facebook Twitter RSS
Temas del día
Crónicas desde el Imperio | 14/09/2013
¿Un Van Gogh genuino?
Hay toda una industria de obras genuinas de Van Gogh que nunca fueron compuestas por el maestro. ¿Pertenece a esa categoría la recientemente descubierta Atardecer en Montmajour?
HARRY BLACKMOUTH
Van Gogh
0 0a

Buena parte de la historia del arte es la historia de la falsificación de las obras de arte. En el Renacimiento, grandes pintores como Miguel Angel o Leonardo tenían escuelas donde sus discípulos aprendían a imitar a sus maestros.

En cualquier museo importante siempre se exhiben obras que, según señalan rótulos explicativos, pertenecen a la escuela de algún pintor célebre, ejecutadas por un notable discípulo. Pero en la época en que vivían esos artistas no existía esa distinción, y por una simple razón: el maestro podía ganar mucho más dinero alegando que esas obras habían surgido de su pincel.

La idea de la propiedad privada de esculturas y pinturas es un invento relativamente reciente. Casi tan flamante como la proliferación de falsificaciones de maestros en los dos últimos siglos.

Y Vincent Van Gogh es uno de los más imitados. Hay toda una industria de obras genuinas de Van Gogh que nunca fueron compuestas por el maestro. ¿Pertenece a esa categoría la recientemente descubierta Atardecer en Montmajour?

"UN DESCUBRIMIENTO DE GRAN IMPORTANCIA"
Durante casi un siglo, Atardecer en Montmajour fue considerada una falsificación. Historiadores de arte ofrecieron datos explicando por qué la obra no podía haber sido pintada por el artista holandés. Y si el lector observa el cuadro, advertirá de inmediato que los expertos tenían motivos para sospechar.

La pintura tiene un estilo excesivamente "vangoghiano", la configuración de las obras más famosas y redituables de Van Gogh, como Girasoles, Noche estrellada, La casa amarilla, El dormitorio, o El retrato del doctor Gachet.

Cada artista tiene su rúbrica especial. En el caso de Van Gogh esa rúbrica está dada por una naturaleza tan animada que sólo necesita hablar. Hasta los retratos y autorretratos del genio carecen de la vitalidad de esos astros que giran como en un espectáculo psicodélico, de esas nubes que parecen desplazarse ante nuestros ojos, de esos arbustos que de tan retorcidos parecen sufrir. Y todo eso, hecho con base en breves pinceladas y a colores puros y altisonantes.

Pero Van Gogh diseñó centenares de cuadros y de dibujos. Y el "Estilo Van Gogh" no está presente en la mayoría de ellos. Atardecer en Montmajour recuerda una colcha empatada de retazos, con fragmentos de las pinceladas más famosas del pintor.

Es como si un falsificador de Goya hubiera reunido en un solo cuadro a dos miembros de la Familia Real de España, la cabeza de la Maja Desnuda y a uno de los fusilados en los motines del 2 y 3 de mayo en Madrid.

Es bueno preguntarse no por qué el museo Van Gogh acaba de declarar genuina la pintura Atardecer en Montmajour, sino por qué durante casi un siglo nadie creyó que fuese auténtica. ¿Qué maliciaban los historiadores de arte del pasado que los expertos del presente desechan con tanta displicencia?

UN PASADO IMPERFECTO
Hasta el 1901, la pintura formó parte de la colección de Theo Van Gogh, hermano del artista. Johanna Van Gogh-Bonger, viuda de Theo, vendió ese año la obra a un comerciante de arte de París.

En 1908, ese comerciante la vendió a un coleccionista noruego. Poco después, Atardecer en Montmajour fue examinada por un perito en arte, quien la declaró "una falsificación, o al menos, no un original" de Van Gogh. El coleccionista noruego la guardó en su desván, donde permaneció hasta su muerte, en 1970. El actual propietario la compró poco después.

En 1991, Atardecer en Montmajour fue llevada al Museo Van Gogh, y sus expertos insistieron en su tesis de que era una falsificación.

Todo eso cambió en 2011, cuando los propietarios del cuadro volvieron a transportarlo al museo. Esa vez, obtuvieron el gordo de la lotería. Los expertos del museo dijeron que era una obra genuina.

Según Louis van Tilborgh, jefe de los investigadores de la pinacoteca, a partir de 1991 el museo ha desarrollado nuevas técnicas para identificar y autenticar obras de arte. Y gracias a esas nuevas técnicas, Atardecer en Montmajour abandonó su inautenticidad y surgió intacta del pincel del maestro.

Una de las pruebas de autenticidad, dijo Van Tilborgh, es que fue pintada con el mismo tipo de tela empleado por Van Gogh, y usando igual base. Pero los expertos casi contemporáneos de Van Gogh nunca pusieron en duda esos detalles.

Si consideraban el cuadro falso se debía a otras razones más plausibles. Pero más de un siglo de razones plausibles fueron descartadas en el nuevo escrutinio de los expertos del museo Van Gogh.

La penúltima obra de Van Gogh descubierta por el museo es La diligencia de Tarascón, una pintura de 1888 declarada genuina en la década del treinta. No es una de las obras maestras del artista, pues su estilo es más convencional, pero nadie duda de su autenticidad (Posiblemente porque su estilo es más convencional y exhibe la evolución de su creador).

De todas maneras, existe la certeza de que este hallazgo redituará algunas decenas de millones de dólares a sus vendedores. Van Gogh se sigue cotizando muy bien. El retrato del doctor Gachet se vendió por 82,5 millones de dólares en una subasta realizada en 1990.

Apenas como precaución, sería conveniente que el interesado en comprar Atardecer en Montmajour contrate previamente a un experto en arte independiente, para ver si vale la pena el riesgo.

El líder nazi Herman Goering adquirió durante la guerra obras genuinas del gran artista Vermeer que habían sido pintadas por Han van Meegeren, un contemporáneo. Los auténticos diarios de Adolfo Hitler también fueron resultado de una burda falsificación descubierta de pura casualidad. Atardecer en Montmajour parece demasiado legítimo para ser verdadero.

http://marioszichman.blogspot.com/

 

Notas anteriores en Crónicas desde el Imperio
Maduro
27/09/2014
Guerra bacteriológica
Apenas el presidente Maduro anunció que sufríamos una guerra bacteriológica, me enrolé en las filas del ejército a fin de presentar combate a los virus, bacilos y gérmenes
Obama
21/09/2014
La eterna guerra
El enemigo es cada vez más formidable, y la estrategia militar de Estados Unidos es como la de esos boxeadores vapuleados que telegrafían sus puñetazos. Pero no hay una mente clara que decida hacer algo novedoso, o al menos diferente. Si Estados Unidos vive preñado de guerras, no es porque sus ciudadanos sean belicosos, sino por una doctrina militar bastante eficaz conocida como “Apenas la puntita”
Diosdado
13/09/2014
Viajes peligrosos
En estas últimas semanas hemos observado los casos del ex jefe de la DIM, el general Hugo Carvajal, quien fue pésimamente tratado por el gobierno de esa minúscula islita que es Aruba, y del presidente de la Asamblea Nacional Diosdado Cabello, quien debió cancelar su viaje a la República Argentina, donde hubiera sido recibido con todos los honores por el vicepresidente de Argentina Amado Boudou, previo a su probable ingreso en la cárcel.
Hugo Carvajal
07/09/2014
El Dreyfus venezolano
El general Carvajal presentó ante un juez de Caracas "un auxilio judicial" contra la malintencionada campaña que establecieron en su contra y demandar penalmente a los responsables". La tarea que le aguarda es realmente ciclópea, ya que incluye a fiscales en Nueva York y en Miami, que lo acusaron de figurar en la nómina de sueldos de un narcotraficante colombiano, invertir su dinero en embarques de cocaína, y coordinar el transporte de miles de kilos de la droga
Compras
30/08/2014
Ayuno biométrico
En materia de ayuno biométrico, nadie supera a los chinos. A Chávez le encantó la idea de enfrentar dialécticamente al Coloso del Norte., especialmente con un país situado en las antípodas.Así surgió la idea de convertir a Venezuela en Estado vasallo de China
Dilma Rousseff
24/08/2014
Disparen al mensajero
No hay derrotas casuales. La debacle del equipo brasileño frente a la selección alemana era el anticipo de las cosas por venir. Un gobierno cuyos funcionarios muestran un enorme desparpajo con el bolsillo de los contribuyentes, que emprende obras descomunales e innecesarias, mientras descuida la construcción y reparación de la infraestructura básica, como la red eléctrica o cloacal, no es de confiar
Chinos
16/08/2014
Chinos en todas partes
Según la revista The Economist, Venezuela vive un momento muy especial de su historia: Tanto el gobierno como la oposición están sumidos en la parálisis. Pero hay algo que sí se mueve. En Venezuela los únicos que se mueven son los chinos
 
Tu Comentario
Para participar, necesitas ser usuario registrado en TalCual. Si no lo eres, Regístrate Aquí
Correo Clave
Caracteres restantes: 280
Las opiniones aquí emitidas no reflejan la posición de TalCual.

TalCual no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio.

TalCual se reserva el derecho de no publicar los comentarios que utilicen un lenguaje no apropieado y/o que vayan en contra de las leyes venezolanas y las buenas costumbres.

Los mensajes aparecerán publicados en unos minutos.
Destacadas