CARACAS, domingo 21 de diciembre, 2014
Facebook Twitter RSS
Temas del día
Casi un país | 11/09/2013
Del falso amor a la paz
Resulta insólito que Maduro sea el mismo gobernante nos haga creer que apuesta por el diálogo y la reconciliación nacional, al tiempo que centenares de motorizados, seguidores de su revolución, destrozan el automóvil de una señora, y no aparece la señora fiscal ni la defensora para cuestionar semejante barbarie
ELIZABETH ARAUJO
Nicolás Maduro
0 0a

Hace 40 años la bota militar aplastó con inusitada crueldad el proceso civil de un país que alguien describió como tierra próspera de donde emergían los grandes poetas, vinos y cantores.

La fecha coincide con los 12 años del ataque terrorista, auspiciado por el odio fanático, que derribó las Torres Gemelas; y como obsequio a la esperanza el lunes se realizó en Bogotá el acto del perdón, con misa en la Basílica del Voto Nacional, para impulsar la reconciliación entre familiares de las víctimas y exguerrilleros del M19 (grupo al que perteneció el actual alcalde Gustavo Petro) por los hechos violentos ocurridos en la toma del Palacio de Justicia en noviembre de 1985.

Tres fechas que resuenan en nuestros oídos con diáfana claridad, justo cuando en estos días la Casa Blanca se empeña en atacar a Siria y castigar al régimen asesino de Bachar al Asad, un hecho frente al cual se opone con firmeza el papa Francisco al recordar que "nadie gana en las guerras".

Es entonces cuando, en mitad de esta conjunción estelar de efemérides y buenos propósitos, aparece Nicolás Maduro para unirse ¬bienvenido sea¬ al ayuno por la paz anunciado por el Vaticano y encabezar la marcha de conmemoración del día aciago cuando derrocaron a Salvador Allende. Pero.., un momento.

¿Hablamos del mismo Nicolás Maduro que se ha hecho el sordo al ruego de la niña que intentó llegar a Miraflores con una carta para pedir la medida humanitaria que podría salvar la vida de su padre, el comisario Iván Simonovis?

¿Me dice usted que quien ayuna, inquieto porque una incursión bélica contra Damasco podría tener consecuencias funestas es el mismo señor que acaba de refrendar la salida de Venezuela de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, dejando en la orfandad jurídica al ciudadano común que no hallará respuesta en los tribunales, la Fiscalía y la Defensoría del Pueblo de su propio país?

¿Entonces, me asegura que el mandatario de Venezuela es un férreo militante de la paz y la reconciliación, a pesar de que sus proclamas incendiarias contra la oposición, o sus amenazas contra imaginarios magnicidas y golpistas, le han llevado en no pocas ocasiones a incurrir en el desafuero autoritario? Si la respuesta es positiva, algo anda mal.

Porque una puede entender que por un lapsus confunda penes con panes, pero resulta inaceptable que ese mismo gobernante nos haga creer que apuesta por el diálogo y la reconciliación nacional, al tiempo que centenares de motorizados, seguidores de su revolución, destrozan el automóvil de una señora, y no aparece la señora fiscal ni la defensora para cuestionar semejante barbarie.

Muy bueno, que el presidente Maduro aborde también el tema de la no violencia. Pero, si vas hablar de paz, Nicolás, demuéstralo con actos genuinos. No con cadenas mediáticas, ni con marchas en las que se insulta antes que propiciar el abrazo. El falso amor a la paz es a veces más doloroso cuando quien lo proclama no hace más que amenazar al prójimo y lanzar bocanadas de odio.

 

Notas anteriores en Casi un país
Maduro
17/12/2014
Aznar y el aburrimiento
Estoy por pensar que Maduro asiste a esas efemérides bolivarianas en contra de su voluntad, con la incomodidad del mal estudiante que va a clase sin haber repasado la lección. Solamente la expresión de complacencia que muestra la “primera combatiente” Cilia Flores lo salva y le impulsa a terminar lo que comenzó
Estudiantes en el exterior
10/12/2014
La venganza de Cencoex
De nuevo el sustituto de Cadivi trata de sembrar el terror en los estudiantes que cursan idioma u otras carreras en el exterior. Su propósito no es el de ayudarlos, sino de vengarse de los jóvenes que buscan superarse y que, como profesionales, estaban destinados a trabajar en un ministerio, ponerse la franela roja y aplaudir a Nicolás Maduro en las cadenas de radio y televisión
Uribana
03/12/2014
Uribana punto de quiebre
Como un tábano que ronronea alrededor de nuestra conciencia de ciudadanos, Uribana se ha instalado en el centro de una crisis económica y social –pero, sobre todo moral– que agobia hoy a Venezuela, y que parece no tener final feliz con un gobierno de demagogos e ineptos
Baduel hijo
26/11/2014
Aviso a los que torturan
Leemos con ingrata sorpresa las denuncias de la golpiza reiterada que recibieron los estudiantes Alexander Tirado y Raúl Emilio Baduel, detenidos desde hace 8 meses en la explosiva cárcel de Uribana, y se observa al mismo tiempo que la fiscal general Luisa Ortega Díaz y la defensora del pueblo Gabriela Ramírez prefieren guardar silencio, porque a quienes torturan son, seguramente, “enemigos de la revolución”
Diosdado Cabello y Nicolás Maduro
19/11/2014
De la inclusión al odio
El chavismo militante en las redes sociales se vuelca contra cantantes que no estan de acuerdo con el actual gobierno, puesto que algunos cantantes se pronunciaron al no ser invitados al Festival Suena Venezuela
Chino y Nacho
19/11/2014
De la inclusión al odio
Los usuarios diosdado-maduristas le reclaman a Jorge Rodríguez que Chino y Nacho hayan sido contratados para conciertos del primer festival de música Suena Caracas organizado por la Alcaldía de Libertador. La causa de tal encono habría sido un mensaje publicado en la cuenta de Twitter en favor de Leopoldo López
Leopoldo Lopéz
12/11/2014
Excrementos
El caso de Leopoldo López –­y con ello me refiero también a los ex alcaldes Daniel Ceballos y Enzo Scarano, así como de Salvatore Luchesse y de los estudiantes presos– es digno de figurar en el alto tribunal de La Haya, no tanto por el ensañamiento judicial contra esos ciudadanos, sino por la crueldad que se ha extendido a sus familiares
 
Tu Comentario
Para participar, necesitas ser usuario registrado en TalCual. Si no lo eres, Regístrate Aquí
Correo Clave
Caracteres restantes: 280
Las opiniones aquí emitidas no reflejan la posición de TalCual.

TalCual no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio.

TalCual se reserva el derecho de no publicar los comentarios que utilicen un lenguaje no apropieado y/o que vayan en contra de las leyes venezolanas y las buenas costumbres.

Los mensajes aparecerán publicados en unos minutos.
Destacadas