CARACAS, viernes 30 de enero, 2015
Facebook Twitter RSS
Temas del día
La frontera invisible | 03/07/2013
Migración, el tema
El texto legal pasó la prueba del senado, pero tiene un difícil tránsito en la Cámara de Representantes. Expertos debaten si la ley migratoria se encara de manera justa y apropiada por el Congreso. La migración de mexicanos a Estados Unidos es el resultado de un mercado laboral integrado
SERGIO MUÑOZ BATA/ Los Angeles, EEUU
Frontera
0 0a

Aunque la aprobación del proyecto de ley de inmigración en el Senado estadounidense ha sido un importante paso hacia una ley que reformaría el desvencijado sistema migratorio nacional, lo más difícil ni siquiera ha empezado.

Falta que los republicanos en la Cámara de Representantes se pongan de acuerdo y, si es que logran aprobar un proyecto de ley ver cómo quedaría el texto final una vez conciliado con el del Senado.

No obstante, pienso que es comprensible que la manera de encarar el proceso y el texto de algunas de las provisiones del proyecto de ley del Senado generen malestar en México y susciten una polémica en la que a la fecha encabezan, cada uno por su lado, dos mexicanos expertos en el tema migratorio, el doctor Jorge Bustamante, fundador del Colegio de la Frontera Norte y ex Relator Especial de la ONU para los Derechos Humanos de los Migrantes, y el ex secretario de Relaciones Exteriores Jorge Castañeda.

Lo primero que ambos objetan es la unilateralidad del proceso. Entrevistado telefónicamente, Bustamante me dice que la resolución de la ONU, expresada través de la Organización Internacional del Trabajo, establece que los fenómenos internacionales de migración laboral deben de resolverse por la vía de negociaciones bilaterales o multilaterales en tanto que se trata de una negociación laboral. "El problema", me dice Bustamante, "es que el gobierno de México no es tomado en serio en Washington".

Castañeda, por su parte, ha escrito que no solo coincide con las críticas de Bustamante al proceso sino que la historia nos muestra por lo menos tres instancias de acuerdos migratorios negociados por Estados Unidos con Japón en 1907; el Acuerdo Bracero que negoció con México de 1942 a 1964, y el acuerdo con Cuba que se firmó en 1965, y que hoy sigue vigente aunque con ligeras variantes. También coincide con Bustamante al criticar la timorata respuesta del gobierno mexicano a los acontecimientos en Washington.

Con el fin de sopesar la opinión de los mexicanos acudí primero a Jeff Davidow, el experimentado diplomático estadounidense y ex embajador de EE UU en México, quien me dijo, "Los críticos de la posible reforma migratoria están en lo correcto al argumentar que la migración es un fenómeno transnacional que en un mundo ideal requeriría de negociaciones internacionales.

También tienen razón al subrayar que la migración de mexicanos a EE UU es el resultado de un mercado laboral integrado.

Pero los ejemplos que utilizan no ayudan a su causa. Gracias al acuerdo con Japón este país detuvo la inmigración de sus ciudadanos a Estados Unidos; en lo que respecta al acuerdo con Cuba, EE UU implícitamente aceptó el derecho de un régimen totalitario a encerrar a sus ciudadanos en su territorio.

Pero con México no se podría llegar a un acuerdo semejante porque México no es ni el Japón imperial ni la dictadura castrista.

México no tiene la voluntad ni la capacidad de impedir que sus ciudadanos viajen a donde quieran." También consulté a Thomas Sáenz, Presidente del Mexican American Legal Defense and Education Fund, quien me dijo "a pesar de esos tres ejemplos, desde hace más de un siglo este país ha considerado que la inmigración es un asunto doméstico, no internacional.

Y hoy, nada sugiere que podría darse un cambio en este sentido a pesar de que la migración es, claramente, un fenómeno global. En este país nunca se han considerado las implicaciones internacionales de muchas de nuestras políticas. Por ejemplo, la deportación de criminales no rehabilitados a otros países".

Para Charles Shapiro, actualmente Presidente del Instituto de las Américas, en San Diego, California, y ex embajador de EE UU en Venezuela, lo que habría que considerar es que "si bien es cierto que el Acuerdo con Japón, el programa Bracero y los acuerdos con Cuba son, por definición bilaterales, y que cualquier legislación migratoria estadounidense tendrá repercusiones en varios países, principalmente en México, eso no cambia el hecho de que lo que hoy se discute es la aprobación de una ley estadounidense y que las leyes internas de un país son, en cualquier país del mundo, leyes internas".

Yo coincido con Bustamante y Castañeda cuando subrayan que el proceso debió de ser otro y que lo ideal hubiera sido que este asunto se tratara como una cuestión laboral que demandaría un acuerdo multilateral que habría involucrado no solo a Estados Unidos y a México sino a muchos otros países que expulsan trabajadores que Estados Unidos recibe para mantener su competitividad en ciertas industrias.

Pero también coincido con Davidow cuando señala que México no tiene fichas para negociar este acuerdo, y con Shapiro cuando afirma que ningún país del mundo aceptaría que una ley doméstica fuera negociada con otro país. Más aún, yo creo que salvo en el caso de Cuba, en los otros dos ejemplos que citan Bustamante y Castañeda el tema no era la posible nacionalización de millones de personas.

Y en lo referente a Cuba, habría que admitir que los cabilderos cubano-americanos, empresarios, congresistas, obreros, que tienen una meta común que les unifica y fortalece: defender a sus familiares que huyen de la dictadura castrista. Mientras que la lucha de los cabilderos mexicano-americanos, congresistas, empresarios, obreros tiene como objetivo hacer que los migrantes se integren al país y se conviertan en ciudadanos estadounidenses, y nada tiene que ver con el gobierno mexicano.

Notas anteriores en La frontera invisible
Obama y republicanos
28/01/2015
Fractura de la realidad
¿Quién falsea la realidad, los republicanos que ven a Estados Unidos como "la brillante ciudad en la colina"? ¿O son los demócratas, que lo ven como la “Historia de dos ciudades"? La ruptura partidista en el país no es nueva
Charlie Hebdo
16/01/2015
Contra la barbarie
La libertad de expresión es un sentimiento universal. Lo sucedido en Francia a principios de enero no ha sido un choque entre dos civilizaciones. Fue un acto político desesperado de tres bárbaros que fracasaron en su intento por polarizar a la sociedad
discriminacion ferguson
03/12/2014
Discriminación policíaca
A pesar de los progresos, EEUU aún está sumergida en el racismo. Los sucesos de Ferguson deben conducir a los norteamericanos a una reflexión profunda, debido a que entre el año 2000 y 2014, el 27% de las personas asesinadas por policías en Los Ángeles han sido afroamericanos
Protestas en Túnez
29/10/2014
La "Primavera Árabe"
En el medio oriente nuevos y violentos actores fraccionaron en zonas de influencia sus respectivos países. Para enfrentar con honestidad los horrores de la realidad actual, se han organizado debates en Europa
Parlamento
22/10/2014
Ruido y pocas nueces
El país sufre un viciado sistema regional de elección rotativa. El gobierno llega al Consejo de Seguridad de la ONU sabiendo que por más que grite su voto tendrá un efecto nulo. Su elección fue producto de una negociación interamericana, no de un espaldarazo al fantasma de Chávez
Escocia
24/09/2014
Referéndum no cambió
El No en Escocia fue un bálsamo para nostálgicos del imperio, pero no suprimirá el ánimo de autonomía catalana. Adjudican la fiebre de libertad al mal manejo de los políticos en cada uno de los países donde se demanda
Obama
10/09/2014
Ni traidor ni héroe
Algunos acusan al presidente de ser oportunista por prometer cambios radicales a cambio de votos. Acusar a Obama de traición por aplazar acciones ejecutivas sobre inmigración es realmente ridículo. Habría que considerar la proliferación de crisis en Siria, Irak, Irán, Afganistán y otros países
 
Tu Comentario
Para participar, necesitas ser usuario registrado en TalCual. Si no lo eres, Regístrate Aquí
Correo Clave
Caracteres restantes: 280
Las opiniones aquí emitidas no reflejan la posición de TalCual.

TalCual no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio.

TalCual se reserva el derecho de no publicar los comentarios que utilicen un lenguaje no apropieado y/o que vayan en contra de las leyes venezolanas y las buenas costumbres.

Los mensajes aparecerán publicados en unos minutos.
Destacadas