CARACAS, miércoles 30 de julio, 2014
Facebook Twitter RSS
Temas del día
Casi un país | 27/02/2013
Hoy lo vi
Lo que el país reclama es algo sencillo: una junta médica, nombrada por el mismo gobierno, presidida por la ministra de Salud y el director del hospital militar, que haga una evaluación clínica de la condición del Presidente
ELIZABETH ARAUJO
Hospital
0 0a

“La primera obligación de las personas consiste en no morirse, aunque las funerarias no estén de acuerdo”, escribió el periodista Manuel Vincent no recuerdo dónde, y no habrá quien se oponga.

De modo que Nicolás Maduro, en una suerte de viveza criolla, a la que se cree con derecho a extender al ámbito de la conducción del Estado, se planta por la calle del medio para burlarse de los venezolanos, chavistas o no, con el único propósito de ponerse al frente de un gobiernito errático y por ñapa mediocre, como sus discursos, plagados de tanta descalificaciones.

Pero, de alguna forma, habrá que reconocerle al vice el halo de suspenso a lo  Hitchcock con el cual ha manejado la “presencia” de Hugo Chávez en Caracas, y que ha ganado algunos frutos, como ese de acallar las voces de quienes reclamaban la vuelta del Presidente al país.

Lo que pasa es que el implacable tiempo juega en su contra y ya no son los estudiantes universitarios que se mudan de la embajada cubana al hospital militar, sino los mismos chavistas quienes exigen conocer, sin trucos, la verdadera condición de salud de quien ellos eligieron el pasado 7 de octubre.

Por eso, mi recordado profesor Díaz Rangel, Hugo Chávez se ha convertido en el paciente más asediado del país, porque usted nos enseñó en el aula de la UCV, lo que se llama prominencia de persona. Usted, mejor que nadie, sabe que Hugo Chávez no es el enfermo normal, que hizo cola a las 5 de la mañana a las puertas de un hospital, y recibió su número, para ser atendido a las 11 y media por un médico malencarado y soñoliento del Seguro Social, que le va a preguntar “ajá, y desde cuándo está sintiendo esos dolores?”.

Nadie exige que el presidente Hugo Chávez aparezca en la ventana del hospital y asome su clásica señal de victoria, chocando un puño contra su mano. Tampoco se le pide una cadena nacional, válgame Dios; o un video grabado por el ministro-yerno (otro funcionario público con permiso para ausentarse del trabajo el tiempo que quiera) donde aparezca el candidato que días antes de las presidenciales aseguró que se había curado del cáncer y hoy sabemos que nos mintió.

Lo que el país reclama es algo sencillo: una junta médica, nombrada por el mismo gobierno, presidida por la ministra de Salud y el director del hospital militar, que haga una evaluación clínica de la condición del Presidente y transmita al país una información más profesional, más seria, que las tres frases ya caliches del ministro Villegas o las habituales bravuconadas pendencieras de Diosdado Cabello.

Muy sencillo, profesor Díaz Rangel, el país no puede ser conducido por un equipo gubernamental descontrolado, al que nadie eligió el 7 de octubre. O depender de una enfermera con una franela roja que, emocionada y bañada en lágrimas, nos dice por Venezolana de Televisión, “hoy lo vi, y tenía un tumbao como los guapos al caminar”.
 

 

Notas anteriores en Casi un país
Elecciones
23/07/2014
El castigo
Por eso, a la hora de sopesar este fenómeno de la abstención del domingo que alcanzó una cifra astronómica de más de los 6 millones de militantes inscritos, valdrá la pena examinar el clima de descontento que se anida en las filas del chavismo
Inseguridad
17/07/2014
La capital del miedo
De allí salen los motorizados con sus acompañantes prestos para asaltar a los parroquianos que aguardan el metrobús; o los más osados, que ejecutan el "golpe" del secuestro express y atracos a conductores distraídos en la cola de la autopista
Inseguridad
28/05/2014
Infierno venezolano
Una pesadilla cotidiana, de la cual están exceptuados los grandes personajes del Gobierno y sus familiares. Al resto de los venezolanos nos corresponde vivir la falta de agua, los atracos y largas colas para hacer mercado
Sebin
21/05/2014
Acosados
Hablemos del acoso oficialista, nueva arma para amedrentar que emplean los cuerpos policiales a los que piensan distinto. De este terrorismo policial no habló el lunes el presidente Maduro cuando perdió los estribos y pretendió acoquinar a David Smolansky
Detenidas
14/05/2014
El silencio feminista
¿Qué se necesitará para que mujeres periodistas que en los años anteriores a Chávez ejercieron un reporterismo activo de denuncia alcen sus voces y exijan al menos una investigación por los actos lascivos de policías y militares contra las jóvenes detenidas en los campamentos?
Delator
07/05/2014
El sapo está de vuelta
Los llaman soplones o sapos, y constituyen la escala más baja de los gobiernos que proceden a la sombra. En la Venezuela de Maduro, al ministro del Interior se le ocurrió la brillante idea de crear los "patriotas colaborantes", pagados desde luego con dinero de los venezolanos, por los servicios prestados
Protestas
30/04/2014
Niños
La infancia en el país corre un peligro de muerte, represión y adoctrinamiento por parte del Estado quien distribuye textos escolares donde el pluralismo y el respeto a las ideas han sido sustituidos por una suerte de libro en cuyas páginas se repite la imagen de Hugo Chávez Frías, "Comandante Supremo de la Revolución Bolivariana" ¿Dónde está Dios?
 
Tu Comentario
Para participar, necesitas ser usuario registrado en TalCual. Si no lo eres, Regístrate Aquí
Correo Clave
Caracteres restantes: 280
Las opiniones aquí emitidas no reflejan la posición de TalCual.

TalCual no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio.

TalCual se reserva el derecho de no publicar los comentarios que utilicen un lenguaje no apropieado y/o que vayan en contra de las leyes venezolanas y las buenas costumbres.

Los mensajes aparecerán publicados en unos minutos.
Destacadas