CARACAS, viernes 6 de marzo, 2015
Facebook Twitter RSS
Temas del día
Casi un país | 05/12/2012
El VAO y los motorizados
La férrea disposición del cinturón o su equivalente en los motorizados no será aplicada jamás a un sector con impunidad para montar trancas, patear carros de conductores indefensos y, lo peor, servir de coartada para el 64% de los atracos que se cometen en esta república bolivariana, según lo admite el propio Ministerio del Interior
ELIZABETH ARAUJO
Motorizados
1 0a

Urgida por la necesidad de dar muestra de eficiencia, la Policía Nacional Bolivariana se atravesó el lunes por la mañana, de golpe y porrazo, con sus imberbes efectivos, en la autopista Fajardo y otras avenidas para detener a cuanto automovilista no llevara abrochado el cinturón de seguridad.

Hablamos de una medida inobjetable, ya que las cifras de muertes por accidentes viales van en aumento. Además del mal estado de las carreteras o de la imprudencia de no pocos conductores, el hecho de no llevar puesto ese accesorio de seguridad en mitad de un percance figura entre las causas de los fallecimientos una vez ocurrido el accidente.

El tema es que, previo a la aplicación de la medida, no hubo una campaña de concientización que se colara en espacios televisivos, esos que Conatel impone a los canales privados y cuyos mensajes repiten elogios al Presidente, mientras éste nos tuitea desde una cámara hiperbárica en La Habana.

Desde luego que el desastre era previsible: largas colas, en las que quedé atrapada en la autopista, durante 37 minutos, cuando los agentes, desordenados y nerviosos, perdían su tiempo asomándose al interior de los carros, mientras un enjambre de motorizados pasaba al lado, con niños como parrilleros o bultos navideños como carga. Alguien hizo la observación al oficial que comandaba la inspección, y la respuesta muy oportuna fue que "a esos también les va a tocar".

Pero, como decimos en Venezuela: no vayamos a caernos a coba a estas alturas del partido. La férrea disposición del cinturón o su equivalente en los motorizados no será aplicada jamás a un sector con impunidad para montar trancas, patear carros de conductores indefensos y, lo peor, servir de coartada para el 64% de los atracos que se cometen en esta república bolivariana, según lo admite el propio Ministerio del Interior.

Y aquí viene la parte donde debo aclarar que no todos los motorizados son delincuentes o transgresores de la ley. El domingo pasado los vecinos de mi edificio estaban conmovidos por la muerte de Henry, un joven trabajador, que iba de parrillero con un amigo en la avenida Luis Roche de Altamira, y un taxista, impulsado por el terror, los atropelló al suponer que se trataba de un asalto.

La muerte de Henry, ocurrida en la madrugada del sábado, dolió porque todos le conocimos de niño y lo vimos crecer al lado de su padre en una venta de queso, hasta independizarse y montar su propio negocio. Por esas cosas del destino, el taxista no logró concretar la huida porque el carro se quedó sin gasolina antes de entrar a la autopista. En su defensa, la única excusa que tuvo a la mano fue "creí que me iban a atracar".

Lo cierto es que, a la hora en que el nombre de Henry Ospina pase al cúmulo de casos de accidentes o delitos, en los cuales aparezcan involucrados estos compatriotas rodantes, a quienes por cierto, este Gobierno ha lisonjeado convirtiéndolos en víctimas de un supuesto odio social de la clase media, sería conveniente empezar por el principio y aplicar medidas de tránsito en el sector que más viudas y madres tristes deja cada año.

Notas anteriores en Casi un país
Inseguridad
04/03/2015
Es el hampa, estúpido
En apenas dos meses del año, se han registrado 27 crímenes de funcionarios policiales de distintos organismos en la Gran Caracas. De todos los funcionarios asesinados hasta ahora 24 han caído víctimas del hampa. Y de esos, 15 por el robo de su arma de reglamento
Inseguridad
25/02/2015
Vecinos peligrosos
Gracias a ese acceso de demagogia demencial, que tuvo Hugo Chávez en los albores de su última campaña electoral, y al pingüe negocio que, según las denuncias, habría hecho Farruco Sesto como ministro de la destrucción socialista de Caracas, las mismas familias, beneficiarias de la Misión Vivienda, hoy se acuestan y se levantan bajo la sombra del miedo
Eva Golinger
18/02/2015
Eva, la CIA y TalCual
Hay todo un revuelo en las redes sociales del oficialismo desde que la gringa Eva Golinger anunció que hoy introducirá una demanda contra TalCual en un tribunal de Nueva York, ciudad donde cavó su trinchera para combatir al imperio y defender la revolución bolivariana
Maduro Farmatodo
04/02/2015
Misión saqueo
No hay ni habrá política económica coherente ni reglas de funcionamiento convincentes. El país está en menos del caos, con un mandatario que apenas acaba de aterrizar tras una extensa gira internacional de 24 días y sin un plan para tranquilizar no digo a la población, sino al ala radical de su partido. La misión saqueo se ha puesto en marcha, y no hará falta invocar otro Caracazo, porque sus protagonistas son, precisamente, los que deberían poner orden y han terminado por violar las normas
Medicamentos
28/01/2015
¿Tiene antialérgico?
¿a qué ministro le importa la dotación –no digo de pañales y champú– en las farmacias sino de acetaminofén, vitaminas para mujeres embarazadas, pastillas anticonceptivas, o Meticorten, de uso necesario para pacientes trasplantados? A ninguno. Hacen como Jaua y su niñera
Militares
21/01/2015
Porque me da la gana
Maduro se fue de viaje con su gente a recorrer varios países; no les informó a los venezolanos de la misión de su viaje; se hizo algunos selfies familiares en la Muralla China y regresara 12 días después, mientras los venezolanos –particularmente los chavistas más pobres– soportaban las humillantes horas de sol en una cola para conseguir margarina o “dos paquetes de papel tualé por personas, por favor”. Por eso José Vicente Rangel nos pide que seamos optimistas como él. José Vicente es revolucionario, y ya sabemos: la revolución no hace cola
escasez colas
14/01/2015
Cola o muerte
La imagen que se vive a diario de señoras agitadas, con brazos de pulpo, arreando bolsas de harina, aceite, pañales y margarina, me trae de golpe a la realidad nacional. Esa a la que Ernesto Villegas y demás enchufados se burlan con frases que pretenden ser graciosas
 
Tu Comentario
Para participar, necesitas ser usuario registrado en TalCual. Si no lo eres, Regístrate Aquí
Correo Clave
Caracteres restantes: 280
Las opiniones aquí emitidas no reflejan la posición de TalCual.

TalCual no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio.

TalCual se reserva el derecho de no publicar los comentarios que utilicen un lenguaje no apropieado y/o que vayan en contra de las leyes venezolanas y las buenas costumbres.

Los mensajes aparecerán publicados en unos minutos.
Destacadas