CARACAS, miércoles 27 de agosto, 2014
Facebook Twitter RSS
Temas del día
Simón Boccanegra | 27/11/2012
Revelaciones de Afiuni
Afiuni vuelve a servir como portavoz de desgracias. Ya es el ejemplo de la intervención de Miraflores en los tribunales. Ya es el vivo ejemplo de una "justicia" que no se atreve a ser tal. Ahora también es la prueba de que Iris Varela al frente del ministerio de prisiones no ha estado a la altura
SIMÓN BOCCANEGRA
Jueza Afiuni
0 0a

Las denuncias de la jueza María Lourdes Afiuni, "la presa del Comandante", como le llaman en el libro firmado por Francisco Olivares, han levantado un polvero sobre todo el sistema judicial venezolano. A quien creyera que el INOF se escapaba del desastre carcelario criollo, le pusieron los pies en la tierra.

Las denuncias de la jueza María Lourdes Afiuni, "la presa del Comandante", como le llaman en el libro firmado por Francisco Olivares, han levantado un polvero sobre todo el sistema judicial venezolano. A quien creyera que el INOF se escapaba del desastre carcelario criollo, le pusieron los pies en la tierra.

Afiuni vuelve a servir como portavoz de desgracias. Ya es el ejemplo de la intervención de Miraflores en los tribunales. Ya es el vivo ejemplo de una "justicia" que no se atreve a ser tal. Ahora también es la prueba de que Iris Varela al frente del ministerio de prisiones no ha estado a la altura.

En VTV se han esforzado por desmentir los señalamientos de torturas, agresiones, redes de corrupción y prostitución y, la más grave, de violación contra una encarcelada. Salieron en cambote varios funcionarios y defensores rojos de oficio a desmentir lo dicho, incluso amenazando a la jueza con, además de todo lo que tiene encima, demandarla por difamación.

Es la respuesta de un Estado cómplice. En vez de investigar si son ciertas o no las denuncias, toma posición en la trinchera. La jefa del Ministerio Público, Luisa Ortega Díaz, no se ha dignado enviar un fiscal a la puerta de Afiuni para preguntarle sobre el caso e investigar, por qué a su despacho "no ha llegado la denuncia". Claro, ella no lee ni periódicos ni el libro. En esa institución no se cumple lo ordenado por ley de iniciar investigaciones de oficio.

Pero tampoco Iris Varela ha salido a decir nada. No es que admitan que tales barbaridades ocurren, en clara violación a los derechos humanos, sino que al menos digan que van a investigar, que se ocuparán del asunto. Pero no. Lo que hay es silencio y ataque.  Actitud cómplice de quien no quiere aclarar sino oscurecer.

En VTV se han esforzado por desmentir los señalamientos de torturas, agresiones, redes de corrupción y prostitución y, la más grave, de violación contra una encarcelada. Salieron en cambote varios funcionarios y defensores rojos de oficio a desmentir lo dicho, incluso amenazando a la jueza con, además de todo lo que tiene encima, demandarla por difamación.

Es la respuesta de un Estado cómplice. En vez de investigar si son ciertas o no las denuncias, toma posición en la trinchera. La jefa del Ministerio Público, Luisa Ortega Díaz, no se ha dignado enviar un fiscal a la puerta de Afiuni para preguntarle sobre el caso e investigar, por qué a su despacho "no ha llegado la denuncia". Claro, ella no lee ni periódicos ni el libro. En esa institución no se cumple lo ordenado por ley de iniciar investigaciones de oficio.

Pero tampoco Iris Varela ha salido a decir nada. No es que admitan que tales barbaridades ocurren, en clara violación a los derechos humanos, sino que al menos digan que van a investigar, que se ocuparán del asunto. Pero no. Lo que hay es silencio y ataque.  Actitud cómplice de quien no quiere aclarar sino oscurecer.

Notas anteriores en Simón Boccanegra
mineros chilenos
27/08/2014
La felicidad ja ja ja
Justo ahora cuando el presidente Maduro amenaza a los venezolanos con la designación de nuevos ministros, ya que los "anteriores" pusieron sus cargos a la orden (aunque sigan declarando como tales), a este minicronista le da por preguntarse por la suerte del aquel Viceministerio de la Suprema Felicidad Social.
mineros chilenos
26/08/2014
El país está al garete
Nicolás Maduro tiene el motor en neutro y no encuentra la palanca de velocidades. Promete, amaga, aguajea, anuncia que va a hacer, pero no hace. En septiembre de 2013 habló por primera vez del aumento de la gasolina y el precio sigue siendo el mismo
mineros chilenos
25/08/2014
Más sobre la salud
La Defensora del Pueblo ha acuñado otra frase memorable, esta vez sobre la crisis del sector de la salud pública y según la cual "es absolutamente desproporcionada la solicitud del gremio médico de que se declare una emergencia humanitaria"
mineros chilenos
22/08/2014
Racionamiento
Usted compra varios artículos, pone su dedo en el mecanismo biométrico y paga. Pero, usted no tiene derecho sino a determinado número de bienes. Si ese mismo día quiere añadir uno adicional a alguno de los que ya compró, se le informa que ya usted, según dice el sistema biométrico, agotó su cupo del día, pero que venga mañana. Esto se llama libreta a la cubana
mineros chilenos
21/08/2014
Salud pública en coma
La salud pública venezolana está llegando al llegadero. El domingo pasado, un compañero de trabajo, víctima de una situación de emergencia médica que requería cirugía rápida, debió esperar, en la clínica privada donde recaló, desde las 12 del día hasta las 8 de la noche para poder ser operado: había 16 personas en cola aguardando por el bisturí
mineros chilenos
20/08/2014
La censura contra Nicmer
El camarada Nicmer Evans ha ido perdiendo espacio tanto en medios públicos como privados. Hace algo más de una semana dijo que lo habían sacado de Globovisión por plantear un debate con el presidente de Fedecámaras, Jorge Roig, pero la realidad es que los nuevos dueños de ese canal noticioso quieren estar en la buena con el Palacio de Miraflores y Evans no es bien visto en esos lare
mineros chilenos
19/08/2014
Guiso con las bombonas
El combustible, las refinerías, las empresas que lo distribuyen son propiedad del Estado, pero los venezolanos tienen que calarse grandes colas y pagar sobre precio para poder cocinar sus alimentos. Según Ramírez todos los días se distribuyen 6.400.000 bombonas, pero quién sabe a dónde llegarán porque en los barrios del país hay que tener buen contacto y pagar 50 bolívares por una bombona que está regulada en 5 bolos para conseguirla
 
Tu Comentario
Para participar, necesitas ser usuario registrado en TalCual. Si no lo eres, Regístrate Aquí
Correo Clave
Caracteres restantes: 280
Las opiniones aquí emitidas no reflejan la posición de TalCual.

TalCual no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio.

TalCual se reserva el derecho de no publicar los comentarios que utilicen un lenguaje no apropieado y/o que vayan en contra de las leyes venezolanas y las buenas costumbres.

Los mensajes aparecerán publicados en unos minutos.
Destacadas