CARACAS, sábado 19 de abril, 2014
Facebook Twitter RSS
Temas del día
| 05/12/2011
988 días
Menos de mil días duró el bolivarianísimo experimento de poner en cohabitación al sector productivo de bienes venezolano junto al estamento científico y tecnológico del país. La AN le confiscó a las empresas la posibilidad de utilizar parte de sus ingresos en la innovación de sus procesos productivos
JAIME REQUENA
ASAMBLEA NACIONAL
0 0a

Algo menos de mil días duró el bolivarianísimo experimento de poner en cohabitación al sector productivo de bienes venezolano junto al estamento científico y tecnológico del país. La semana pasada, el Presidente partió en dos el Ministerio del Poder Popular para la Ciencia, Tecnología e Industrias Intermedias; un Ministerio del mismo poder popular para esas y otras industrias en frente de un reconstituido Ministerio de Ciencia y Tecnología, pero al que se le olvidó endosarle eso de la innovación.

Después que en diciembre del año pasado el Poder Legislativo modificó la Ley Orgánica de Ciencia, Tecnología e Innovación (LOCTI) y la autista mayoría roja-rojita de la Asamblea Nacional le confiscó a las empresas la posibilidad de utilizar parte de sus ingresos en la innovación de sus procesos productivos, lo mínimo que se podía esperar del Ejecutivo era que terminara ese experimento en Políticas Públicas. Uno que pretendía introducir en el ámbito de la producción de bienes y servicios, un componente significativo ­endógeno por lo demás­ de innovación y desarrollo tecnológico.

Desde el año 1999, la administración de Hugo Chávez Frías ha estado dando bandazos de un lado a otro, en busca de una Política Pública que estimule y norme nuestras actividades de ciencia, tecnología e innovación, y que adquirieron rango constitucional con la nueva Carta Magna. Con la obsesión de acabar con los modelos imperiales y capitalistas que había heredado, el Ejecutivo llegó hasta recurrir al vetusto postmodernismo, para después mandarlo al baúl de los recuerdos y quedarse sin ningún marco conceptual en que apoyarse.

Probablemente bandazos no sea la mejor descripción de los tumbos, marchas y contramarchas a las que el sector ciencia ha sido sometido. Al menos tres versiones de LOCTI han estado vigentes, introduciendo cambios contradictorios; desde empoderar legalmente a los empresarios a emplear un determinado porcentaje de sus ingresos en lo que consideren más idóneo en técnica e innovación, hasta virtualmente prohibirles que hagan algo.

En todos estos años, se pierde la cuenta del número de ministros de Ciencia que hemos tenido; desde respetables profesores universitarios pasando por crasos ignorantes hasta fracasados tenientes golpistas, mejor conocidos como embusteros compulsivos.

Por el lado de los investigadores, se les ha cambiado su tradicional apelativo por el estrambótico de cultores, mientras que un programa de incentivos substituyó a un programa de promoción, con el mismo mecanismo para que la gente de la ciencia se mantengan en sus puestos de trabajo en el país; unos mezquinos churupos. El rumbo que tomará ahora el sector es desconocido.

El flamante nuevo ministro, el señor Jorge Arreza, preocupado ­como debe estarlo­ por los problemas que enfrenta su familia política, en especial, su suegro, ha mantenido una augusta compostura de esfinge que no le ha permitido ni darle el tradicional saludo navideño a quienes se supone conduce.

Notas anteriores en
Venezuela
31/03/2014
Futuro incierto
A los venezolanos, al nacer nos formatean el disco duro dándonos a creer que nuestro terruño es la primera estación del camino entre el cielo y el resto del mundo
Revolución
17/03/2014
Revolución papier mâché
El futuro del país luce oscuro, muy especialmente para quienes tienen toda una vida por delante. La esperanza se pierde y la paciencia se agota. Entre quienes hacen ciencia, la desilusión es rampante
Ciencia
03/02/2014
Dólares para la ciencia
Como primera, el Programa de Estímulo a la Investigación entregará ­por cuenta del impuesto LOCTI­ unos 300 mil bolívares como financiamiento de proyectos de investigación
Inseguridad
20/01/2014
¿Feliz año?
Lamentablemente, los hechos y circunstancias nos intiman a pasar por alto la bella costumbre. Y es que lo viejo y malo del año pasado no desaparecieron el 31 de diciembre ­como se supone debe ser­ sino que se apersonaron en el nuevo año para continuar devastando y erosionando los fundamentos de nuestra sociedad
Motorizados
25/11/2013
Asco
Siento asco del gobernante que culpa a otros de sus errores. Asco del que recoge directrices de otro país. Asco del encapuchado ­y tirapiedra­ que desde el poder se las da de virtuoso. Asco de saber sentada en el Consejo de Ministros a quien no es ministra de nada. Asco de quienes se placen con pranes
Elecciones 8D
28/10/2013
Barranco
Un año más se aproxima a su fin y arranca otra campaña electoral. La ocasión es propicia para revisar nuestros logros, omisiones y fracasos en los asuntos de ciencia y técnica
INVESTIGACIÓN
16/09/2013
PEI no es PPI
Cuando se instituyó al Programa de Estímulo a la Investigación, como sucesor del Programa de Promoción del Investigador, el ministro del PoPo de Ciencia, Tecnología, Innovación e Industrias Ligeras sostuvo que lo que interesa es incrementar el número de investigaciones que tengan aplicación, desarrollo, productividad y la posibilidad de construir la felicidad para el pueblo
 
Tu Comentario
Para participar, necesitas ser usuario registrado en TalCual. Si no lo eres, Regístrate Aquí
Correo Clave
Caracteres restantes: 280
Las opiniones aquí emitidas no reflejan la posición de TalCual.

TalCual no se hace responsable por las opiniones emitidas en este espacio.

TalCual se reserva el derecho de no publicar los comentarios que utilicen un lenguaje no apropieado y/o que vayan en contra de las leyes venezolanas y las buenas costumbres.

Los mensajes aparecerán publicados en unos minutos.
Destacadas