17 de octubre 2017

Fiscal rechaza la Constituyente pues no es "necesaria, pertinente o conveniente"

Luisa Ortega Díaz

Ortega Díaz rechazó asistir a una reunión sobre la Constituyente el 18 de mayo, pues argumentó que la Constitución actual es "inmejorable"

La Fiscal general de la República, Luisa Ortega Díaz, rechazó el llamado a participar en la convocatoria a la Asamblea Nacional Constituyente pues, a su juicio, aceleraría la crisis venezolana además del carácter sectorial o corporativo que reviste la ANC. 

"En opinión de quien suscribe, para resolver la crisis indudable y sin precedentes que atraviesa el país, no es necesario, pertinente ni conveniente, llevar a cabo una transformación del Estado en los términos que podría suponer una nueva Constitución”, señala la Fiscal en una carta oficial a la que tuvieron acceso varios medios de comunicación.

Según la carta, fechada el 17 de mayo y enviada por la fiscal a Elías Jaua Milano, presidente de Comisión Presidencial para la ANC, Ortega Díaz señaló que “Lo expuesto, en lugar de propiciar equilibrios o generar un clima de paz, estimo que aceleraría la crisis, visto además el carácter sectorial o corporativo –de representación indirecta- que asoma el Decreto dictado por el Ejecutivo y que funge de líneas matrices para la elaboración de las bases comiciales del proceso de convocatoria”

Después de agradecer al presidente de la República por la invitación, la Fiscal manifiestó sus razones por las cuales decidió no participar en esa actividad. “Tal como lo señalé públicamente hace unos días, en opinión de quien suscribe, la Constitución de 1999 es inmejorable, además de ser el mayor legado del presidente Hugo Chávez”.

Además, Ortega Díaz recordó que en 1999 la Constitución fue elaborada por una Asamblea Nacional Constituyente, que había sido convocada a través de un referendo consultivo y ratificada mediante referendo constitucional el 15 de diciembre de 1999.

“Esta Constitución surgió con el objeto de transformar el sistema político y apuntalar cambios ante lo que en su momento se percibió como el agotamiento del modelo político iniciado en 1958”, resaltó la Fiscal en la misiva enviada a Jaua.

Recordó que el proceso constituyente contó con un amplio proceso de consultas y participación de variados sectores de la sociedad. El proceso recogió pareceres de casi todas las organizaciones políticas, sociales y económicas del país.

;