21 de noviembre 2017

Apoyo de Trump a la oposición venezolana avizora radicalización del chavismo

Donald Trump

En su primera acción directa sobre Venezuela, el mandatario estadounidense pidió la noche del miércoles, en su cuenta de Twitter, la liberación de Leopoldo López

El respaldo del presidente Donald Trump a uno al coordinador de Voluntad Popular (VP) Leopoldo López y la sanción de Estados Unidos al vicepresidente por narcotráfico despertaron entusiasmo en la oposición, pero analistas advierten de una mayor radicalización del chavismo.

En su primera acción directa sobre Venezuela, Trump pidió la noche del miércoles, en su cuenta de Twitter, la liberación de López, y publicó una foto en la que aparece junto a la esposa del dirigente, Lilian Tintori, tras recibirla en la Casa Blanca con el vicepresidente Mike Pence y el senador Marco Rubio.

“El Twitter sirve para el chisme, para uno enterarse de cosas que dan vergüenza como la foto esa. Dan pena ajena (…) La Malinche (traidora)”, aseguró el presidente Nicolás Maduro este jueves, en un acto público. Dos días antes de la visita de Tintori a la Casa Blanca, Estados Unidos impuso sanciones al vicepresidente venezolano Tareck El Aissami, al acusarlo de vínculos con poderosos carteles del narcotráfico, lo cual fue rechazado por el gobierno de Maduro como una “infame agresión”. Maduro denunció que el Departamento de Estado y CNN en Español buscan azuzar al gobierno de Trump contra Venezuela, por lo que el miércoles sacó del aire a la cadena de televisión. Pero el sorpresivo recibimiento de Tintori hace difícil excusar al presidente estadounidense. “Ni la declaración del Departamento del Tesoro contra El Aissami, ni los reportajes de CNN ponen en agonía a este gobierno, que está afianzado en un aparato militar y judicial. Les servirá para aumentar su sentimiento y retórica anticapitalista”, comentó a la AFP el historiador Agustín Blanco. 

Las cartas están echadas
Aunque Maduro ha tratado de evitar un enfrentamiento con Trump, para el analista Luis Vicente León “las cartas” del nuevo gobierno estadounidense “están echadas y ya no hay duda de qué traen”. “El resultado será una mayor radicalización política” en Venezuela, opinó.

“Eso es inevitable, esto lo que puede hacer es acelerar ese proceso que iba a ser gradual. La frase de Trump le puede servir al gobierno para volver a hablar de una intervención extranjera y ayudar a cohesionar al chavismo”, declaró el analista Eugenio Martínez. León, presidente de la encuestadora Datanálisis, no descartó que en ese contexto sean suspendidas indefinidamente las elecciones de gobernadores -pospuestas de 2016 a este año-, pues a su juicio el chavismo perdería cualquier comicio.

La gestión de Maduro es rechazada, según Datanálisis, por ocho de cada diez venezolanos, cansados de la crisis económica, reflejada en una grave escasez de alimentos y medicinas, y una inflación que el FMI proyecta en 1.660% para este año. Los analistas estiman que Maduro ha mantenido prudencia frente a Trump esperanzado en la “protección” de su aliado, el presidente ruso, Vladimir Putin. Pero “las hipótesis iniciales sobre la triangulación rusa y el interés de Trump de bajar la tensión con Venezuela mueren con estas decisiones”, comentó León. Para Blanco, las acciones de Trump son parte de la “diplomacia del micrófono” y está por verse si se pasa de la amenaza verbal a la realidad, considerando que Estados Unidos es el principal cliente del petróleo venezolano.

“Euforia opositora”
Tintori, quien dará declaraciones en el aeropuerto a su llegada a Caracas este jueves, dijo en Washington que en la reunión constató “que la prioridad de la política exterior de la Casa Blanca es Venezuela” y dijo esperar que el apoyo de Trump se traduzca en acciones.

“Esta reunión representa un hito. El hecho de que Estados Unidos haya tomado una posición tan firme y haya pedido la libertad de Leopoldo es un paso más hacia la conquista de la democracia”, declaró Antonieta Mendoza, madre del dirigente preso.

López, el más emblemático de un centenar de opositores presos -según cifras de la oposición- cumple una condena de casi 14 años de prisión acusado de incitar a la violencia en las protestas para exigir la renuncia de Maduro, que dejaron 43 muertos en 2014. “Mientras el presidente Maduro proponía iniciar una nueva era de relaciones de respeto, Donald Trump se solidariza con el jefe de acciones violentas”, reaccionó el miércoles la canciller Delcy Rodríguez.

El próximo sábado López cumplirá tres años preso, por lo que la oposición convocó a una marcha. “Ahora con más fuerza que nunca (…) todos a la calle”, dijo Tintori. Pero Blanco pone paños fríos a la euforia de la oposición. “Acá no va a pasar nada en el corto plazo. No hay una oposición real, es como (si fuesen) jefe de campaña de este gobierno”, dijo al criticar las divisiones y errores de estrategia de los opositores.

Fuente: AFP

;